Tipos de problemas que tratamos en nuestro centro

La ayuda que Nuestro Centro puede ofrecerle es en los problemas que a continuación se detallan, por cierto, constituyen las demandas más comunes en esta área.

  • PROBLEMAS DE COMPORTAMIENTO. En este apartado abarcamos comportamientos que el niño/a manifiesta, en exceso o que tiene déficit de ellos, esto dificulta su adaptación y buen funcionamiento. Entre ellos estarían: regresiones o infantilismo, desobediencia, conducta agresiva, desafiante, autodestructiva, mentiras, rabietas, malos modales, desorden, no seguir las normas, etc.

 

  • PROBLEMAS DE RENDIMIENTO ACADÉMICO Y DIFICULTADES DE APRENDIZAJE problemas de lectura, dislexia, problemas de comprensión lectora, de escritura, cálculo  y razonamiento, falta de motivación, de hábitos de estudio, déficit en el manejo de las estrategias de trabajo intelectual (dificultad en la planificación, para sintetizar y realizar esquemas o resúmenes, problemas en la comprensión de textos expositivos…),  etc.

 

  • TRASTORNOS DE ANSIEDAD

- MIEDOS O FOBIAS:  Ansiedad de  separación de los padres, fobias a animales o situaciones, miedo a dormir solo, a la oscuridad, a ir al colegio, a participar en actividades o juegos, a salir de casa (agorafobia).

 

- OBSESIONES Y COMPULSIONES:  El niño/a, adolescente refiere tener ideas o pensamientos de los que no puede librarse, aunque sepa que no son muy razonables, puede haber desarrollado manías para liberarse del miedo que esos pensamientos le generan o de las cosas que podrían pasarle si no lleva a cabo ciertos comportamientos compulsivos (tocar las cosas varias veces, lavarse las manos continuamente, hacer ciertos rituales, revisar la luz, contar mientras hace alguna actividad, etc.)

 

- HIPOCONDRÍA: Miedo a la enfermedad, reacción excesiva frente a los síntomas físicos, dolor o malestar, preocupación excesiva por las enfermedades o la posibilidad de caer enfermo, miedo irracional a la muerte.

 

- ANSIEDAD SOCIAL:  Reacciones de ansiedad desproporcionada que se presentan en el contexto de las relaciones con los demás, normalmente fuera del contexto de las relaciones con familiares próximos. Dificultades debidas a la timidez excesiva, miedo a la evaluación negativa o hacer el ridículo, miedo a hablar en público, a participar en actividades o reuniones sociales, acudir a citas, mantener conversaciones, hablar con personas que tengan cierta autoridad… 

 

  • HÁBITOS NERVIOSOS: Comerse las uñas, arrancarse el pelo de la cabeza, pestañas o cejas, morderse los labios o cara interna de la mejilla, etc. Inquietud excesiva, tics…

 

  • PROBLEMAS DEL ESTADO DE ÁNIMO O EMOCIONALES: Depresión, irritabilidad, mal humor, tristeza, apatía y desmotivación, aburrimiento, distímia. Dificultad para expresar correctamente las emociones y sentimientos, etc.

 

  • DIFICULTAD EN LA ELABORACIÓN DEL DUELO: Problemas para realizar el duelo tras sufrir la pérdida de un ser querido, o situaciones de separación, cambios de colegio o ciudad…

 

  • PROBLEMAS DE SUEÑO: Insomnio, dificultad para conciliar el sueño, despertarse muchas veces, pesadillas, terrores nocturnos, etc.

 

  • PROBLEMAS DE EVACUACIÓN: Enuresis (mojar la cama o hacerse pipí), encopresis (estreñimiento, miedo a usar el váter, manchar ropa interior, sangre al evacuar, etc.)

 

  • PROBLEMAS DE RELACIÓN Y HABILIDADES SOCIALES: Introversión, timidez, falta de asertividad, de empatía, dificultad para resistir la presión del grupo, defender las propios derechos, respetar los de los demás, dificultades en la comunicación verbal y no verbal, dificultad para la expresión afectiva emocional, no saber decir “no”, etc.

 

  • TRASTORNO POR DÉFICIT DE ATENCIÓN CON HIPERACTIVIDAD  (TDA-H): Es un trastorno que se caracteriza por tres síntomas: inatención, impulsividad e hiperactividad, según cuál sea el más acentuado, el trastorno será de un subtipo u otro. Las repercusiones de este trastorno pueden ser en distintos ámbitos, por eso en nuestro Centro trabajamos:   

- La dificultad para prestar atención y las posibles dificultades de aprendizaje que se derivan de ello.

 

- Manejo del comportamiento inquieto e impulsivo, los problemas de disciplina, ayudarles a mejorar la ejecución de las tareas que realiza.


- Las dificultades para relacionarse con otros niños.


- Los problemas afectivos y emocionales como: baja autoestima, dependencia, baja tolerancia a la frustración, "indefensión aprendida" (piensa que no está en sus manos hacer las cosas bien), depresión, ansiedad y agresividad., debidos a que continuamente están siendo recriminados por su forma de actuar, acusados de desobedientes y a la alta tasa de actividades que abandonan a medias o que realizan mediocremente.


- Asesoramiento a padres y profesores.

 

  • PROBLEMAS DE DESARROLLO:

- En este apartado incluimos la atención a todas aquellas personas que por retraso mental, inteligencia límite (borderline), daño cerebral, autismo, síndrome de asperger, desorden afectivo grave o cualquier otro problema, presentan una serie de características que producen deficiencias comportamentales como: la necesidad de aprender aspectos básicos que inciden en su autonomía: comer, vestirse, usar el servicio, jugar, emplear el tiempo de ocio, desplazarse, utilizar el dinero, los servicio de la comunidad… Tener dificultades de lenguaje y comunicación oral y escrito. Necesidad de aprender a relacionarse o a llevarse mejor con los demás desarrollando vínculos afectivos y de amistad. Además suelen necesitar deshacerse de comportamientos que impiden su adaptación como: rabietas provocadas por la frustración, pasarse mucho tiempo aislados, o realizando juegos o conductas ritualistas, etc.

 

- En nuestro centro desarrollamos programas para ayudar a los padres, profesores, cuidadores a comprender mejor estos comportamientos y a crear entornos de enseñanza y aprendizaje lo más normalizado posible que permita a la persona afectada subsanar estos déficits, en la medida de lo posible, y manejar mejor su propio funcionamiento en un ambiente natural.

 

  • PROBLEMAS DE CONSUMO Y ADICCIONES: En este apartado incluimos los problemas relacionados con la alimentación como los problemas de apetito, rechazar algunos alimentos, abusar de otros, comer en exceso o a deshoras. Problemas de consumo excesivo de ropa o accesorios de marcas, compra compulsiva, cleptomanía, ver la televisión, utilizar videoconsolas, juegos de ordenados o Internet de forma abusiva.

 

En los problemas de conducta alimenticia como anorexia o bulimia o los problemas de drogadicción, en nuestro centro proporcionamos asesoramiento, pero consideramos que estos problemas necesitan de una infraestructura que en nuestro centro actualmente no disponemos de ella. 

Utilizamos cookies propias y de terceros para poder informarle sobre nuestros servicios, mejorar la navegación y conocer sus hábitos de navegación. Si acepta este aviso, continúa navegando o permanece en la web, consideraremos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies. Políticas de Cookies.

Acepto las cookies de este sitio Web.

EU Cookie Directive Module Information